Que crueldad  así es que piensan los verdugo, criminales  solo queda la tristeza, luego no hay una verdadera Justicia en este sistema imperante en los corazones de la familia, hundido en el dolor,  miren   la determinación de los jueces con la muerte del Catedrático de la UASD

0
149

Un breve comentario

Por Héctor Ramón Zapata

DIARIOPAISRD-SANTO DOMINGO- Aquí en República Dominicana, lamentablemente quien muere por una causa tratando de salvar algo que está marchando mal y quien considera, que me está neceando en algo que no está caminando bien o defendiendo algún derecho o alguna injusticia y cae mal entre algún sector o sectores que considera que están siendo afectado sus intereses, esos vándalo como tienen dinero contratan a criminales con la palabra que usan “denle pa´bajo, para que no jomas, más si quien lo manda considera que  con dinero y poderes, resuelve que pudrición  dan todas estas acciones, entonces después lo que da lástima por quien murió por una causa, una  Justicia soberana, lo que si hay Jueces que no emplea el verdadero castigo que merece un asesino confeso, que tristeza y que dolor les quedan a los parientes de que fuera vilmente acribillado por un mequetrefe, y precisamente fue lo sucedió  la noche de este miércoles en un Tribunal con el caso de la OMSA.

Aquí muchas veces hay situaciones que a veces las avispas no piquen después venga el removimiento de la picazón dejarla tranquila, para que no pierda la vida, ya fuera de este mundo se acabó todo, la justicia no es soberana, y los jueces actúan muchas veces por impuso no por sabiduría, como deben aplicar la justicia, aunque sea con el Código en decadencia apliquen bien, pero  de eso se ampara  legalmente el s producto de este sistema que por intereses no se aprobado un nuevo Código Procesal Penal.

Además el Ministerio Publico no preparo un buen expediente, la mayoría de la ciudadanía no cree en la determinación en que llegaron los Jueces en este caso.

Precisamente con ese preámbulo de entrada de esta información es con referencia a este asesino y muchos casos que en los últimos tiempo vienen sucediendo, que participan varias personas y es el confeso, pero la justicia soberana de esta nación y es así, pues  perores que lo que hizo este criminal llamado  Argenis Contreras señalado como mano ejecutora de la muerte del abogado fue condenado a cumplir 20 años, cuando ese sujeto lo que merecía  en  un Código actualizado es 60 años de cárcel, con el ya en decadencia Código Procesal Penal, bajo defecto es que son juzgado los vandálico que cometen atroz salvajismo de asesinato como ese suceso  pero ese individuo no merecía 20 sino 30 años en la prisión del 15 de Azua, para que bien suave allí, además no son 20 años, es menos que va hacer, porque ya lleva 5 años del proceso y entonces, muerto, ahora dirán lo que dieron la orden, lo verdadero cómplice que algunos de eso fueron absuelto del caso, perro “rabioso muerto se acabó la rabiza” que lastima.

Miren lo que considero el tribunal comprobara que este fue el responsable de dar muerte al abogado, que triste porque no hubo una verdera justicia en ese caso, quien dio la orden donde esta o donde están.

Miren ese exmilitar ya  Faustino Rosario fue condenado a un año de prisión cuando merecía 15 años por el delito que cometió que es también cómplice porque conocía de la trama que se estaba ejecutando en la OMSA, desde hacía meses de ese asesinato del que fue víctima el Catedrático de la Universidad Autónoma de Santo Domingo, su castigo quedar  inhabilitado por cinco años para cumplir una función pública luego de haberse encontrado culpable de corrupción administrativa.

Dos apresados y seis absueltos de los cargos, fue el resultado del caso Yuniol-OMSA después de cinco años de procesos judiciales y discusiones dentro y fuera de la corte, además de controversias sobre la trágica muerte del catedrático.

Todo el proceso inició en el año 2017, cuando el maestro de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD)  Yuniol Ramírez presentó una solicitud sobre la información de los suplidores del Servicio Metropolitano de Transporte (OMSA), enfrentamiento legal que lo llevó a las puertas de la muerte.

El 11 de octubre de ese mismo año, siendo las 3:14 PM Argenis Contreras se presentó en el campus principal de la UASD dónde el abogado impartía docencia y se reunió con Argenis Contreras, con quien tenía una “amistad amena” y salió con este hacia la casa de Contreras, cuando perdió la vida a manos de quien este consideraba su amigo.

Según el Ministerio Público, Argenis Contreras  trasladó el cadáver del profesor hacia su hogar en donde ocultó el cadáver y las pruebas que los conectaban a él Asesinato.

Luego, Argenis se movió hacia la cañada Arroyo María, en Manoguayabo, donde antes de lanzar el cadáver al agua lo amarró con cadenas, candados y bloques de cemento.

Al día siguiente de haber cometido el hecho, el principal acusado escapó a los Estados Unidos, lugar en el cual quiso ocultarse después de haber cometido el hecho.

Sólo pasaron 22 horas después de que Contreras salió del país, para que fuese hallado el cuerpo de Ramírez.

Luego, en búsqueda del responsable de la muerte del catedrático, las autoridades descubrieron que todo conectaba con la solicitud realizada por Ramírez, apenas un mes antes de su deceso.

Durante varios allanamientos realizados por el Ministerio público fueron arrestados los imputados Manuel Rivas, quien fue señalado como el autor intelectual del asesinato y José Mercado, acusado de asesinato y ocultamiento de cadáver.

Así mismo Víctor Ravelo, Jorge Abreu y Heidy Carolina Peña que fueron acusados de complicidad y ocultamiento de cadáver.

Tres años después del atroz asesinato, la justicia pudo alcanzar a Argenis Contreras quien fue extraditado desde los Estados Unidos y puesto a disposición de la justicia.

Mientras que Manuel Rivas el supuesto autor intelectual del hecho le fue variada la medida de coerción a prisión domiciliaria, este merecia igual qo años de prisión porque sabía muy bien del plan supuestamente para defenderlo como era Director de esa Institución en ese momento, y el fallecido abogado había amenazado con dar a conocer públicamente de  la tremenda corrupción, defalco, robos sin piedad que se venía cometiendo esa entidad oficial, el matador de seguro que les dijo no se preocupe que a ese les vamos a dar lo que merece para que lo deje tranquilo.

Al no ver la eficacia del proceso judicial, los familiares de Yuniol se retiraron del caso y el Ministerio Público tuvo que asumir la demanda por sí sólo.

Los imputados se declararon inocentes de estos hechos en sus argumentos finales y aseguraron ser víctimas del órgano persecutor.

Argenis Contreras señalado como mano ejecutora de la muerte del abogado fue condenado a cumplir 20 años de prisión  luego de que el tribunal comprobara que este fue el responsable de dar muerte al abogado.

El Coronel Faustino Rosario fue condenado a un año de prisión  y se inhabilitó por cinco años para cumplir una función pública luego de haberse encontrado culpable de corrupción administrativa.

Los imputados José Antonio mercado, Manuel Rivas, Víctor Ravelo Campos, Jorge Luis Abreu, Heidy Peña y Lilian Suárez   fueron hallados inocentes de los cargos de asesinato, ocultamiento de cadáver y corrupción debido a la escasez de pruebas que los conectaran al caso.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here