Altos oficiales hoy detrás de una reja por corrupción de dinero sustraído del erario público usaron a familiares y amigos de confianza que sirvieron de testaferros para lavar dinero, según señala la red Coral del MP

0
108
Miriam Germán Brito.

DIARIOPAISRD-SANTO-DOMINGO-Según el expedientes recopilado por el Ministerio Publico, de los altos oficiales vinculado a la  red de corrupción, que encabezó el Mayor General Adán Cáceres, quien estuvo sus funciones como principal edecán del expresidente Danilo Medina, a lo que Procuraduría General de la Republica, formo apresar a estos Jefes   Coral y Coral 5G, dice que  aprovecharon su cargo, y su cercanía con el primer mandatario de la nación para incrementar exorbitantemente sus patrimonios con dinero sustraído del Estado, crearon un entramado de empresas a nombre de relacionados, y usaron a militares y policías de confianza para hacer millonarias transacciones delictivas, dice el Ministerio Público.

La información está contenido  viernes en un reporte exclusivo del Nuevo Diario, donde señala aprovecharon poniendo a parientes y allegados de confianza de los altos oficiales Adán Cáceres, Julio de los Santos Viola, Juan Carlos Torres Robiou, los que fueron incluidos en la lista para completar los 30 acusados a los que el Ministerio Público quiere llevar a juicio por desfalco al Estado, lavado de activos y otros actos de corrupción.

Allegados de Cáceres

La Procuraduría Especializada de Persecución de la Corrupción Administrativa (Pepca) incluyó a varios allegados al mayor general Adán Cáceres, entre ellos su cuñado Santiago Antonio Suárez Peguero. Este es esposo de Anabel Cáceres Silvestre, hermana del mayor general.

Lo incluyeron porque figura como vicepresidente del Ministerio Jesús Vino, Vive y Vuelve, entidad religiosa que supuestamente fue utilizada para lavado de activos. También tenía el 50% de las acciones de la compañía MJ3V Agroindustrial SRL, la cual

Otro de los de Cáceres es Kelman Santana Martínez, quien fue subdirector administrativo y asistente personal del jefe del Cuerpo de Seguridad Presidencial (Cusep), Adán Cáceres. Según la Pepca, este también se encargaba de administrar para Cáceres, conjuntamente con Rossy Guzmán (La Pastora) y Rafael Núñez de Aza, la empresa Asociación Campesina Madre Tierra, utilizada para blanquear gran parte de los fondos del entramado.

El general retirado del Ejército Epifanio Peña Lebrón, quien fungió como consultor jurídico del Cusep, durante la gestión de Cáceres, está imputado de haber registrado la empresa MJ3V Agroindustrial SRL y de haber sido testaferro de Cáceres.

En el caso del militar Erasmo Roger Pérez Núñez, la Pepca dice que no poseía participación accionaria en ninguna empresa entre el 2012-2020, solo su salario en el Cusep. Sin embargo, este tenía lujosos apartamentos junto con su esposa que no pueden justificar y que el Ministerio Público asegura son producto de testaferrato.

Los De los Santos Viola

El general Julio de los Santos Viola aumentó su patrimonio significativamente cuando era subjefe del Cusep y jefe de seguridad del expresidente Danilo Medina, cargo que le habría asegurado Adán Cáceres, según la Pepca.

En el expediente aparece como acusada su esposa, la señora María del Alba Trinidad y los padres de esta, identificados como Elida Trinidad Santiago, y Manuel de Jesús Alba Solano.

Supuestamente la esposa del general sirvió de testaferro para colocar a su nombre bienes adquiridos con fondos sustraídos del Cusep. Mientras que los padres de esta también aparecen con una gran cantidad de propiedades, cuyo dueño real es el general De los Santos Viola, dice el Ministerio Público.

Los suegros del general Viola tenían asignados más de diez parcelas, solares, apartamento de seis niveles, y figuran como accionistas del 60% y 40% de empresas. También tienen un penthouse en la Torre Elsa, sector Gazcue, todo esto siendo la señora una conserje y el señor un criador de cerdos.

Un cuñado de Viola identificado como Manuel Alba Trinidad también fue incluido, supuestamente figura como propietario de varios de los inmuebles del entramado.

La acusación indica que De los Santos Viola adquirió 11 inmuebles consecutivos (refundidos en terreno), cuatro de estos a su nombre, uno a nombre de su hermana Magnolia de los Santos Viola (no figura entre acusados), otros tres a nombre de su sobrino Raymel Pastor del Rosario Viola, quien está acusado formalmente de lavado, y otros dos a nombre de su sobrina Onoris Beatriz Soto de los Santos quien también figura en la acusación de la Pepca.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here